Ya lo tenemos aquí (solo había que darle tiempo)

4.jpg

Bueno… ya le llegó el turno.

Y eso demuestra que no hace falta estar nervioso ni vivir con ansiedad cada segundo esperando que llegue el momento. Pasará. Siempre pasa, porque no hay nadie que pueda hacer que el tiempo deje de correr y, sea como sea, llega ese día.

A riesgo de que alguien me salte a la yugular, ¡por fin está aquí el Otoño! Con mayúscula.

Nadie me puede negar que la explosión de colores cálidos que esta estación nos ofrece es espectacular. Estas primeras  lluvias que ya saben caer después de los gatillazos que las últimas tormentas de verano y que nos prometen largas tardes de mantita y taza de té, nos ofrecerán hermosos paseos por la montaña, con ese fresquito nuevo y añorado, descubriendo un robellón por aquí y un camagrog por allá y disfrutando de amplias alfombras de hojas de haya y roble y de olores húmedos y profundos.

Las bayas están en su mejor momento dispuestas a invitarnos a las mejores tartas y mermeladas, después de pedirnos a cambio el sacrificio de sangre que supone recogerlas de entre de las espinas.

Además, es el pistoletazo de salida de la dura carrera que nos llevará hasta Todos los Santos y finalmente a la Navidad.

Si, lo sé, estábamos mejor de vacaciones. Volver a la rutina, al trabajo que no siempre nos gusta, a los horarios controlados… en definitiva, a las obligaciones, no es plato de buen gusto. Los días se hacen más cortos, el sol calienta menos y no es tan apetecible cenar en la terraza. La gente está de peor humor y ya no tiene tiempo para nada. Un asco.

Soy de la opinión de que todo momento tiene su lado bueno y su lado malo. Ver siempre lo malo nos lleva al hundimiento. Así que voy a proponer un ejercicio de disciplina. Busquemos el rinconcito bueno del otoño y vayamos ampliándolo poco a poco. Por pequeño que sea, nos hará la vida más fácil y prometo que nos llevará a esos días de esquí que tanto nos apetecen, a la posibilidad de viajar al otro lado del mundo donde nos espera otro verano o a estar apretujaditos con las personas que nos gustan para que no se nos escape el calor. Y disfrutando de esos pequeños momentos ni nos daremos cuenta de que el verano ya casi está a la vuelta de la esquina.

Me voy a terminar la jalea de moras que tengo entre manos.

¡FELIZ OTOÑO!

JALEA DE MORAS

Las moras tienen su intríngulis. Dejando a un lado lo complicado y peligroso que es cogerlas, tienen la desagradable costumbre de generar unas semillitas que metidas entre los dientes te pueden amargar la tarde. Hay que sacarlas.

Para eso tenemos que hervirlas con poco agua, machacarlas para que suelten todo su jugo y filtrarlas con un colador. Ideal dejarlas toda la noche para que lo vayan soltando.

De dos kilos y medio de moras, ha salido más de litro y medio de jugo espeso y oscuro.

Ese jugo se mezcla con la pectina correspondiente y se hierve 3 minutos.  Después añadimos la 1,300 g. de azúcar, el zumo de un limón y lo dejamos hervir 3 minutos más. Huele muy bien.

Solo queda empotar en tarros esterilizados (un cuarto de hora en el horno a 100º), cerrar generando el vacio (poniendo los potes llenos boca abajo los primeros 5 minutos) y etiquetar.

¡De profesional!

 

Anuncios

4 pensamientos en “Ya lo tenemos aquí (solo había que darle tiempo)

  1. Yo soy de las tuyas…nada mejor que una tarde otoñal (eso si, tranquila por favor) con plaid, un libro, un acuchon y ….un té por supuesto. Con galletas. O mermelada:)

    Me gusta

  2. Jo, que soc de tardor i hivern, t’asseguro que aquest estiu ha sigut etern, ja no podia mes de sol, humitat i calor. Visca la tardor!!! I si pot ser amb te, melmelada i galetes, ja no t’explico…

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s